Todo Lomo

El otro día descubrí que un amigo llevaba una cámara lomo pegada a sus manos como un sello y tiraba fotos al azar y sin aviso. Ya hace unos años me sorprendió el mismo fenómeno, con una prima que no soltaba ese juguete ya fuese en un bautizo o en un concierto. Hoy se que pertenecen a esa creciente horda de flipados por las lomos (descendiente de la original LCA) y sus juguetes, que no son pocos. La lomografía, en efecto, es un fenómeno de culto. Una forma distinta de captar la realidad sin poses ni detenimiento, pero no todo vale: hay unas reglas ineludibles y mínimas que conforman ese gran decálogo del lomógrafo.

Publicado por Golosinavisual

Traveller, mum, food-lover, photo-addict, hyperactive, curious, dreamer, passionated, digital marketing freak, thirty-something Spanish woman :)

Participa en la conversación

1 comentario

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s